Blogia
baselunar

Hell is here (un post sobre no-música en un blog sobre cómics)

Tengo que contarlo, lo siento, pero tengo que contarlo. El pasado viernes acompañé a una amiga a un concierto pomposamente llamado “Los Nº1 de la 100”. Ya sabéis, esa radiofórmula eclesiástica celebraba sus grandes éxitos invitando a tocar a los grupos de moda para quinceañeros y ya de paso se autopublicitaba a costa del apoyo del Ayuntamiento de Madrid.

La cosa comenzó con ese tipo que se cree gracioso y que no tiene gracia alguna conocido como El Pulpo: canciones ridículas, bailes absurdos y publicidad, mucha publicidad (daba miedo ver a miles de personas coreando eslóganes publicitarios como si les fuera la vida en ello, fue un auténtico momento George A. Romero). A continuación salió la primera “estrella”, Huecco, ese tipo que aprovechando la moda del reaggetón se ha inventado una parida llamada rumbatón y que es más de lo mismo pero da más grima (¿me explico?). Lo alucinante es que tocó dos (DOS) canciones y se largó. Esa fue la tónica de toda la noche, cada grupo tocaba dos de sus horribles canciones y entre uno y otro El Pulpo amenizaba la velada repitiendo una y otra vez las mismas chorradas. La lista fue delirante: un Melendi haciendo imitaciones del Neng entre canción y canción, unos Cómplices viejunos y apagados y una Chenoa (sí, la de OT) lanzando ridículas puyas a la organización. Eso sí, reconozco que hubo dos actuaciones normales (es decir, con más de dos canciones y sin chorradas de por medio): la de Rosario (sí, amigos, no es que me gustara, pero al menos llevaba una banda decente en directo y le puso ganas) y la de Coti (buena banda de nuevo, pero un aburridísimo repertorio de rock argentino a lo Ariel Rot trasnochado). En cualquier caso, lo que más me indignó fue el olor a negocio que había allí, la música como un simple medio para ganar dinero era lo que transmitían los presentadores del evento, y es que soy un ingenuo.

A ver si alguien me consigue invitaciones para el Summercase y al menos veo la decadencia de los abueletes de New Order, cuyas canciones seguirán siendo inmensas por los tiempos de los tiempos (Amén).

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

6 comentarios

Gaylofollen -

No los vi, pero seguro que fue genial. A Dr. Explosión yo sólo les he visto una vez hace años, que vinieron a tocar a uno de los garitos por los que me movía cuando "era joven". Cuando estaban tocando "Drácula Ye-ye" (creo) el bajista abre la boca y se mete toda la "bola" del micro hasta la campanilla, ante el asombro del respetable (ríete tú de garganta profunda) :D .

Javier A. -

Yo me uno al club Anti-Coti... Ahhg le odio :D

Civ -

Calla, Gaylofollen, calla... XD

Yo me bajé un concierto reciente de New Order antes de mi derrumbe informático y es bastante flojo, al menos para lo que esperaba: demasiadas canciones de los últimos discos y demasiada guitarra en algunos clásicos, pero vamos, que las canciones son tan buenas que se disfrutan igual. Por cierto, qué buenos ayer Dr. Explosión en iPOP haciendo una versión de "Blue Monday", ¿lo viste?
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

Gaylofollen -

Caramba, no sabía que venian New Order al Summercase. Bueno, como este año ya tenía pensado ir para ver a Massive Attack y Primal Scream esto multiplica mi alegría. New Order tienen algunas de las mejores canciones pop de todos los tiempos. Por mucho que la crítica se cebara con su último concierto en el Primavera Sound yo disfruté un montón (además tocaron un par de temas de Joy Division, con lo que no pude más que derretirme). Por cierto, algún dia deberías hacer un post sobre como te dejaste engañar para ir a semejante espectáculo. Ella debería estar muy buena...

Trotty -

Eso pasa por oir musica XP
Menos conciertos y mas tebeos xD

Ternin -

Pues tienes que ir a los de los 40 principales... eso si que es cutrerío. Por cierto, me parece que Coti es el tio que ese que saca simepre las mismas canciones ¿No? Le odio, le odio mucho...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres